¿estas buscando algo?

sábado, 5 de abril de 2008

MERENGUE

EL MERENGUE:

Ese gran desconocido.

Dicen los grandes maestros que el arte del merengue es una de las piezas reinas de la repostería, por su complejidad y por su resultado tan delicado y exquisito, y por el aaaaaaaamplio abanico de posibilidades que abarca.
Ahi voy yo, mas chula que un ocho, que no se ni hacer crema pastelera, a por el merengue, por segundo intento.
En el primero di fe de la complejidad, el mu jodio no se deja, eh!, que dale que te dale, dale que te pego, que si al principio hay que darle suave y cuando espuemee fuerte, pero de canto (sisisi, el recipiente de laillo, y solo loza , cristal o cobre el muy snob, que no te sube en cualquier sitio), y entonces echarle en azúcar pero glass, se ve que si no los granillos le pican….
Y darle fuerte un minuto y luego suave, que realmente te planteas si estas haciendo merengue o otras cosas que no comentaré por si me visita alguna alma cándida que se me ruborice.
Y en el primer intento también di fe del resultado, un cagarro como pocos, a engordar mi basura , por pomposo y creído, ala.
Pero el segundo intento no, jejeje, a que güapeeeeeeeeeeeeeeeeeeeet ;b

Y en mi segundo intento me reafirmo en lo dicho.
¿Conocéis las guerras de merengue que se hacen en algunos pueblos? El objetivo es terminar con merengue hasta en el carné de identidad y luego ya decides tu que haces con tu nueva personalidad masmelous, o te metes a la ducha antes de quedarte pegado en el rellano de tu casa o si estas juguetón darle el placer a alguien de que te limpie so peligro de empacho del partener.
Bueno, pues como soy hija única y me he pasado la vida haciéndome las cosas sola, como no iba a ser menos me he hecho yo solica una guerra de merengue.
El recipiente demasiado pequeño + turmix a toda pastilla = salpicón de merengue.
Para no dejarme abandonada en la fiesta popular las paredes y los demás utensilios se han sumado a la guerra de merengue y ahí nos hemos quedado todos bien pringaillos.
Segundo ataque, un merengue muy duro + manga pastelera demasiado llena= desbordamiento de merengue.
Tercer ataque, coger el merengue creyendo que está ya duro y que este blando= dedos de merengue.
Que tu madre no se despierte de la siesta hasta que has limpiado la cocina: no tiene precio.

En fin, merengue 2 – Begoña 0.

Hay varios tipos de merengue.
El básico y sencillo (ja ja ja) es el Suizo, 50gr de azúcar por cada yema, se suben estas y se pone luego poco a poco. Resultado el sequillo de toda la vida o blandusco con menos horno.

Luego está el italiano que ya expliqué para la crema de mantequilla, que se suben las yemas y luego el azúcar se le pone en forma de hilillo de almíbar. Muy cremoso, el típico de untarte el bigotillo con él.

También tenemos el francés (cuantas cosas ha dado este pueblo), mas complicado, se cuece al fuego, da un merengue duro y seco (tras pasar por el horno) ideal para cestitas y envolturas.

Y el americano que tiene una consistencia gomosa y elástica que se logra con mas azúcar de lo normal y añadiendo al batir vinagre y a veces maicena, es estupendo para tartas.


Yo me he atrevido con el suizo.
Aqui mi amigo el suizo

INGREDIENTES
1 yema
50 gr de azucar glass
una pizca de crémor tartaro o sal
zumo de limón

COMO SE HACE ( El rianvaplús de la reposteria)

Lo mas importante, todo muuuy limpio, porque la grasa impide que suba, así que es conveniente pasarle un limón al recipiente y a las varillas para que el jugo ayude a ésto.

Se pone la clara , los expertos dicen que mejor vieja, es decir, dos días en la nevera después de separarla, y a temperatura ambiente.

Se mezca con el crémor con una cucharilla para que se disuelva.

Con varillas y a mano el que la tenga entrenada a hacer ejercicio constante primero darle suave hasta que espumee.

Luego darle fuerte hasta que se endurezca ( cada uno que le de la visión que quiera, es lo que hay….) aquí veremos si mucha gente se pega el farol con el ejercicio porque se te está a punto de caer la mano, yo con la turmix y a pringarlo todo.

Entonces hay que ir poniéndole al azúcar a poquitos sin parar de batir, pero otra vez suave.

Ahora la manga, como dios nos de a entender hacemos montoncetes.
Oooooohhhh, todooooooos para miiiiiiiiiiiiiiiii...............

Y ahora, jejeje, el horno, lo mejor de todo. Los manuales dicen que a fuego súperbajito 2 o tres horas, en la parte mas baja del horno si quieres sequillo.

Si quieres blandusco de pringar 10 minutos a toda mecha.

Y bueno, si tienes suerte pasas al nivel tres de gran repostera.

En este caso :
  • Esteticamente: Merengue 0 - Begoña 1
  • Textur : Merengue 1 - Begoña 0, muy rico pero tenias que meterte el papelillo en la boca y chuparrateartelo hasta desprender todo el merengue pegado , que basicamente era todo él. A la próxima sin papelillo.


Con chocolate es que me desmaiooooo!!!!

4 comentarios:

OLGUIS dijo...

pues me parece muy original y divertido todo la explicacion de los merengues osea tu explicacion hace entretenida la historia.
Me encanta en papelitos de cupcakes y como amigo piglet me parece estupendo.
Saludos
olga

eu dijo...

No me he atrevido con el merengue, y .... lo dejamos para más adelante

Me ha gustado la cosilla esa de los comentarios, si no lo leo no hubiera escrito nada

Un besote

Julito dijo...

Al final venciste al merengue almita gemela.

La verdad es que yo me desengañé enseguida y la única forma en que lo conseguí hacer fué con la batidora y las varillas.

Aún así, tardó un huevo en coger cuerpo.
Santa paciencia que tenía que tener el que lo inventó.

Bego dijo...

Gracias a los tres por engordarme!! (sisisi, eso de que mi blgo se alimenta de vuestros comentearios es cierto, me siento mas redonda).
Olguis, a que piglet es una amoor??

Eu, todo es cuestion de atreverse.

Julito, al final claudique a las varillas...yo es que la mano la tengo poco entrená....claro que cuesta un huevo, son claras , ;b ( uuuh, linchamiento por chiste maloooo).

Besos para todos.

Bego

ir arriba